Caca de perro y pipí de gato para luchar contra el tabaco

cat-dog-truth

Cuanto menos curiosa esta acción para concienciar de los efectos negativos del tabaco que ha llevado a cabo la asociación americana Truth. En su nueva campaña han decidido buscar cuál es la realidad más fea sobre el tabaco, dando a elegir a los usuarios parejas de  datos entre los que tienen que votar

Para promocionar esta campaña, se decidieron a hacer una acción de street marketing en la que los protagonistas eran un perro y un gato gigantes. ¿Por qué? Pues porque la caca de perro contiene metano y el pipí de gato contiene urea y ambos compuestos están presentes en el tabaco. Cuando la gente decidía cuál de las dos cosas era peor, el animalito gigante hacía sus necesidades revelando así cual de los dos iba ganando.

 

Visto en: UnconventionalDog

Social Media Freelance. Blogger en lacriaturacreativa.com. Fan absoluto de las redes sociales, la creatividad, el diseño y, en general, de todo lo que signifique comunicar de una forma diferente.