Un original packaging de frutos secos inspirado en los escondites de las ardillas dentro de árboles

PchakPackaging8-copia

Desde Armenia nos llega un bonito packaging de esos que te daría pena tirar. Se trata de Pchak, una marca de frutos secos y deshidratados cuya identidad y packaging sirven de nexo para transmitir su origen natural al territorio urbano.

¿Y cómo lograron esa conexión? Pues la agencia Backbone Branding diseñó unos envases en forma de tronco con un agujero como en el que guardan su comida las ardillas que sirve para mostrar los frutos. Esto potencia la naturalidad de la marca. De ahí viene la elección de su nombre “Pchak”, que significa “hueco” en armenio.

Es el ejemplo perfecto de un packaging simple pero que, sin duda, no pasa desapercibido para nadie. Es por esto que, gracias a Pchak, la agencia se llevó el premio más alto en la prestigiosa competición de diseño de envases Pentawards 2017.

[Visto en: PackagingOfTheWorld]

Vivo intentando combinar mi entusiasmo por el Social Media, el diseño, la fotografía y el estilo. Fotógrafo de lifestyle y viajes.